El blog de Pepe Promedio

Declaración de herederos, ¿en qué consiste?

Cuando una persona fallece, uno de los temas que deben considerarse es el reparto de sus bienes. A pesar de ser un momento poco idóneo para ello y que, en muchas ocasiones incluso puede traer problemas entre los familiares, es inevitable tratarlo. Cuando el fallecido no ha dejado ningún tipo de testamento ante notario, es la Ley la que establece qué familiares tendrán derecho a heredar. En este momento, cuando una persona es notificada que resulta beneficiaria de los bienes, debe firmar la declaración de herederos ante Notario. 

Si te encuentras en esta situación y necesitas información sobre la declaración de herederos, su funcionamiento, coste y los documentos que deben presentarse, continúa leyendo para solucionar tus dudas.

New Call-to-action

¿Qué es la declaración de herederos?

Es un proceso legal que no debe confundirse con la repartición de bienes de un difunto. Se trata de determinar quiénes serán los herederos de los bienes de una persona que ha fallecido. Este trámite puede hacerse cumpliendo con la voluntad del finado o, si no existe un testamento, se efectúa una declaración de herederos abintestato.

Por lo general, se puede efectuar la tramitación de una declaración de herederos en una notaría si el fallecido tenía cónyuge, familiares ascendientes y descendientes. Pero, si no existen estas figuras, se debe proceder judicialmente.

Además, se puede realizar una declaración de herederos también en  casos como:

  • Nulidad del testamento en los tribunales.
  • Si el heredero nombrado en el testamento muere antes que el testador y no haya otros herederos.
  • Si un testamento tiene legatarios, pero no se han nombrado herederos.

Si necesitas hacer una declaración, deberás conocer qué es, cómo tramitarla y cuánto cuesta.

¿Cómo funciona?

La declaración de herederos funciona de la siguiente manera:

  • En primer lugar se debe establecer una orden de sucesión hereditaria.
  • Acto seguido se debe determinar quiénes serán beneficiarios, si el difunto tenía descendientes como hijos o nietos.
  • En caso de no tener hijos, sus ascendientes, como padres o abuelos se convierten en herederos.
  • Si se diera el caso que el difunto no tuviese padres o abuelos, el cónyuge será heredero.
  • Cuando el difunto no tenga cónyuge o haya fallecido antes que él, serán sus herederos los hermanos y sobrinos. Pero, en este caso la gestión tendrá que realizarse ante los tribunales.

¿Cómo puedo saber si una persona ha hecho testamento?

Debes acudir ante el Registro de Actos de Últimas Voluntades con el certificado de defunción. El trámite se debe realizar tras 15 días hábiles desde el fallecimiento del difunto. Recibirás información sobre si el difunto tenía un testamento y ante qué notario lo presentó.

Los herederos

Los herederos son los que suceden a una persona fallecida. Estos son los tipos de herederos que existen según la ley:

Herederos forzosos

Son los que, conforme con el código civil, poseen todos los derechos de participar en la herencia. La ley establece que pueden heredar al menos un tercio de todo el patrimonio que tenía el difunto. El orden de este tipo de herederos es:

  • Hijos y nietos.
  • Padres y abuelos.
  • La viuda o el viudo.

Herederos legítimos

Los herederos legítimos establecidos en el Código Civil español son:

  • Hijos y nietos.
  • Padres y abuelos.
  • Cónyuge.
  • Hermanos y sobrinos.
  • Tíos y primos hasta cuarto grado de consanguinidad.
  • Si el fallecido no tenía ninguno de los anteriores será el Estado el heredero legítimo.

¿Cómo tramitar la declaración de herederos?

Una vez que te encuentras en la difícil situación de perder a un ser querido, es momento de saber cuándo y cómo hacer una declaración de herederos. Si es una declaración de herederos abintestato debes hacer los siguientes trámites:

  1. Acudir ante la notaría ubicada en la localidad donde estuvo domiciliado el difunto.
  2. Asistir con dos testigos para que el notario levante el acta donde se otorgue la condición de heredero.
  3. Llevar la documentación exigida.
  4. Pagar las tasas correspondientes y esperar 20 días hábiles.

En caso de realizarse estos trámites ante un juzgado, porque el difunto no tiene descendientes, ascendientes o cónyuge, los trámites serán:

  1. Presentar documentos como certificado de empadronamiento, acta de defunción y certificado de última voluntad. Con esto se legaliza que el difunto no tenía testamento.
  2. Acudir con dos testigos, los cuales deben certificar quiénes fueron los familiares del finado.
  3. Cancelar las tasas establecidas y esperar unos 8 meses.
  4. Es posible contratar un asesor legal que actuará como intermediario.

Qué documentación deben presentar los familiares

  • Certificado original de defunción.
  • Certificado de última voluntad expedido por el Registro General de Actos de Última Voluntad que indique no hay testamento.
  • DNI del fallecido o certificado de empadronamiento.
  • Acta de nacimiento o defunción de los herederos del difunto.
  • Certificado de matrimonio.
  • Libro de familia.

¿Cuánto cuesta?

El coste aproximado de tramitar una declaración de herederos puede ser de 250 € a 300€ más IVA.  La cantidad puede variar en función del número de herederos que tenga el difunto y los documentos que se necesite anexar en la gestión.

Además, existen otros gastos como tasas y certificados que se deben tomar en cuenta a la hora de realizar estas gestiones. Como por ejemplo certificaciones catastrales, tasas por transferencia de vehículos, certificado de registro general de actos de última voluntad, copia del testamento que está en la notaría.

¿Deben estar todos los herederos para presentar la declaración de herederos?

Para gestionar ante un notario la declaración de herederos, no hace falta que acudan todos los herederos de la persona fallecida. Esto se debe a que se admite la presencia de por lo menos un heredero. También se requiere que acudan dos testigos que sean ajenos a la herencia.

Si la declaración de herederos se realiza mediante la vía judicial, es el juez como autoridad quien decidirá quiénes comparecerán.

Es de suponer que cuando nos encontramos en un momento como este, lo último en lo que deseas pensar es en la declaración de herederos. No obstante, es un trámite que debe realizarse y que en caso de no existir testamento se convierte en imprescindible si se desea acceder a los bienes del fallecido. 

Nuestra recomendación es que acudas a un profesional que pueda guiarte en el proceso y procurar, en la medida de lo posible, hace que para ti sea una preocupación secundaria para que puedas dedicar tu tiempo a lo realmente importante: el apoyo a tu familia.

New Call-to-action

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.